sábado, 24 de abril de 2010

Levantarse y empezar el día

La música adecuada para los primeros momentos de la mañana, para despejarse poco a poco, reunir fuerzas y levantarse de la cama, llevar a cabo innumerables tareas que les esperan antes de salir de casa hacia el trabajo, escuela, universidad... Música que les sugiera algo para realizar mejor este tipo de actividades y que no estorbe ni haga falta escucharla atentamente, pero que a la vez dé 
energía, orden y ayude quizás, a reflexionar un poco.


Empezar un nuevo día con un espíritu positivo no excluye los momentos de reflexión, al contrario, podemos necesitarlos. Nada mejor que unos breves momentos de íntima reflexión antes de levantarse, incluso antes de incorporarse.
 Nunca usar música trepidante, estruendosa o brutal, ni tampoco música estimulante. Por las mañanas tenemos que ser amables con nosotros mismos y con el mundo, sentirnos alegres y serenos.
   La música de cámara de los maestros barrocos es idónea para empezar el día de forma relajada y ligera.
Recomendaciones:
Vivaldi: Cualquier obra

Bach: Conciertos para clavicémbalo, conciertos de branderburgo.

Schubert: la serenata Leise flehen meine Lieder del canto de los cisnes nº4
Boccherini: quintetos con guitarra
Mozart: Cuartetos para flauta, concierto para clarinete, concierto para flauta y arpa.
Stamitz: Conciertos para flauta
Corelli: Concerti grossi.

No hay comentarios: